Son nuestras elecciones y nuestras decisiones las que nos definen…

Nuestra capacidad para hacer cosas, nuestra capacidad intelectual, nuestros títulos… nada de esto nos transforma en mejores personas. Nuestros sentimientos y nuestras acciones, si. No somos nada especial por haber nacido con determinados talentos, no somos “mas” ni “menos” que nadie. Es como si alguien se vanagloriara por ser “lindo”, algo que debe a su genética. Son nuestra ELECCIONES, nuestras DECISIONES lo que nos define. Lo demás a veces nos ayuda, y otras veces no nos sirve de nada.

 

 

Imágen: Planetarias criaturas

 

La crisis según Albert Einstein