Cuántas peticiones de datos reciben de la #NSA? #Google #Microsoft vía @Alt1040 #privacidadeninternet

– La “liberación” de información es fruto de las reformas de Obama
– La transparencia anunciada por el presidente Obama se queda muy corta. Los datos que pueden publicar las empresas de Internet están sujetos a restricciones temporales y, además, están ofuscados
– Yahoo! es una de las empresas cuyos usuarios reciben mayor escrutinio y revisión por parte de la NSA

National-Security-Agency-sign-800x572Hace tiempo que empresas como Google o Twitter publican sus informes de transparencia, es decir, informes que muestran los distintos mandatos judiciales y peticiones de información que las compañías reciben por parte de gobiernos y autoridades. Para las compañías tecnológicas, como custodias de nuestros datos personales, es una obligación ética mostrar qué hacen con nuestros datos, a quiénes se los entregan y cuántas peticiones de este tipo responden y reciben. Sin embargo, además de las peticiones que han mostrado en estos informes, compañías como Google, Microsoft, Yahoo!, Twitter o Apple reciben, por parte de la comunidad de inteligencia de Estados Unidos, peticiones de información que, además, permanecían bajo secreto de sumario.

Bajo el amparo de FISA (Foreign Intelligence Surveillance Act) y su tribunal especial, las compañías han recibido peticiones de información que deben responder pero de las que no pueden hablar. Precisamente, si recordamos los inicios del escándalo del programa PRISM y las primeras revelaciones de Edward Snowden, a raíz de este tipo de peticiones de información tuvieron que cerrar servicios como Lavabit y Silent Circle para no comprometer a sus usuarios y cuando Apple presentó su primer informe de transparencia dejaron claro que había peticiones que no podían comunicar por estar sujetas a FISA y el secretismo de los servicios de inteligencia.

Sigue leyendo

Las herramientas del espionaje masivo #NSA #Snowden

espionajeReproduzco a continuación un interesante artículo de THIBER, The Cybersecurity Think Tank. En mis últimas charlas vengo reproduciendo varias investigaciones de periódicos estadounidenses y de asociaciones civiles, con lo cual ahora voy a sumar a THIEBER a los aportes a esta temática. Al final del artículo, el enlace al artículo original.

Durante el pasado mes de mayo, Edward Snowden, exempleado de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) estadounidense, filtró a Glenn Greenwald, periodista de The Guardian, más de 20.000 documentos sensibles o clasificados que previamente había sustraído de los servidores de la NSA. Esta filtración no solo inquietó al Gobierno estadounidense, sino que también puso en alerta a muchos aliados del país e irritó al resto de la comunidad internacional.

Países como México, Brasil, Francia o Alemania ya han consumado su “hora Snowden”, habiendo pedido formalmente explicaciones a su aliado americano. Los datos publicados por los medios españoles cifran en 60 los millones de comunicaciones potencialmente interceptadas al mes por parte de la NSA en territorio español, sin especificar si son analógicas o digitales y representando éstas menos de un 2% del total mensual nacional.

Pero, ¿están las agencias norteamericanas realizando realmente “escuchas” sistemáticas masivas en el ciberespacio? ¿Disponen de la tecnología necesaria? Estados Unidos cuenta con unas cibercapacidades cuyo orden de magnitud supera con creces las desplegadas en España, y sus agencias cuentan con un presupuesto indiscutiblemente superior, estimándose tan sólo el destinado al polémico programa de escuchas, cercano a 38.000 millones de euros, repartidos entre más de dieciséis entes gubernamentales y agencias.

Su capacidad de interceptación ha sido posible, en parte, a la consumerización viral de servicios 2.0 ofrecidos por proveedores norteamericanos, acusándose a determinadas multinacionales de formar parte de un elaborado esquema de colaboración público-privada liderado por la NSA. Youtube, Google, Facebook, PalTalk, AOL, Skype, Yahoo, Microsoft, Verizon y AT&T son solo algunas de las compañías que niegan tener cualquier colaboración formal en dichos esquemas.

Sigue leyendo

Según varios medios, #Alemania rompe el pacto sobre datos con EEUU

e5b6e9f6bb719026c4dd27712168cdf1_articleLas revelaciones de Edward Snowden a The Guardian y The Washington Post sobre los programas de espionaje y vigilancia de la NSA han causado un gran impacto a nivel mundial y, evidentemente, no ha despertado muchas simpatías sobre Estados Unidos. Como nos podemos imaginar, son muchos los ciudadanos y organizaciones que han pedido explicaciones a sus gobiernos sobre la incidencia de estos programas y, por supuesto, también es un asunto que genera ciertos roces a nivel diplomático. Sin ir más lejos, tras las protestas ciudadanas, Alemania ha decidido romper un acuerdo que mantenía con Estados Unidos y Reino Unido en materia de vigilancia y espionaje desde los años 60, precisamente, tras conocerse la información que Snowden ha revelado.

Programas como X-Keyscore o PRISM demuestran que los tentáculos de esta agencia son muy grandes y han llegado a convertir en “sospechosos” a todos los usuarios de Internet; un control y vigilancia que ha provocado protestas ciudadanas en Alemania y que, por supuesto, también ha formado parte de la agenda política de la Canciller Merkel durante su encuentro con el Presidente Barack Obama.

Alemania es, quizás, uno de los países de la Unión Europea que más énfasis pone en preservar el derecho a la privacidad de los usuarios (recordemos las denuncias a Google Maps por Street View de hace un par de años); de hecho, esta especial protección es algo que se puede entender muy bien si comprendemos la historia del país y recordamos el acoso y vigilancia del régimen Nazi o las actividades de la Stasi en Alemania Oriental.

Sigue leyendo